20 de octubre de 2011

La Fiscalía de Medioambiente el Instituto Nacional de Toxicología y el Cuerpo de Agentes Forestales investigan un vertido en el Parque Regional del río Guadarrama

LOS AGENTES FORESTALES LEVANTARON UN ATESTADO

Los Agentes Forestales de la Comunidad de Madrid han detectado vertidos de escombros y residuos peligrosos en la laguna de una antigua explotación minera en Galapagar, situada en el Parque Regional del Curso Medio del Río Guadarrama. Los agentes levantaron atestado por presunto delito contra los recursos naturales y el medio ambiente y lo trasladaron al Fiscal Delegado Provincial de Medio Ambiente de Madrid.    

 Ante las características del hecho denunciado, el Fiscal abrió diligencias de investigación y requirió al Cuerpo de Agentes Forestales su coordinación con un facultativo del Instituto Nacional de Toxicología y con el perito de la Fiscalía de Sala de Medio Ambiente, para proceder así a efectuar la toma de muestras para su posterior análisis. Los Agentes Forestales también interpusieron la correspondiente denuncia ante el Área de Disciplina Ambiental de la Comunidad de Madrid.

 Ante este requerimiento, los agentes procedieron a realizar una visita al lugar de los hechos para tomar muestras tanto del agua como del fango del lecho de la laguna para su posterior análisis físico-químico y toxicológico. Para la citada operación, que se llevó a cabo con la colaboración del Instituto Nacional de Toxicología y la Fiscalía de Sala de Medio Ambiente, los agentes utilizaron una embarcación asignada a la vigilancia del Embalse de Valmayor.




El Cuerpo de Agentes Forestales dispone de personal formado y habilitado por el Instituto Nacional de Toxicología para la toma de muestras en el medio natural. Dispone asimismo de los medios materiales necesarios, tales como aparatos de medición multiparamétricos, pértigas, envases homologados, precintos, embarcaciones y vehículos para una correcta toma de muestras, así como para su medición, conservación y transporte.

Los funcionarios del Cuerpo de Agentes Forestales de la Comunidad de Madrid actúan conforme a su carácter de Agentes de la Autoridad y su condición de Policía Administrativa Especial y Policía Judicial en sentido genérico según la legislación vigente, y se encargan entre otras funciones, de la policía, custodia y vigilancia para hacer cumplir la normativa medioambiental: flora, fauna, ecosistemas, espacios naturales protegidos, aguas, residuos, incendios forestales, patrimonio arqueológico, etc.